Imprimir

Más de 1.300 esquiadores inauguran la temporada en las estaciones leonesas

Archivado en Noticias de San Isidro
Vista desde la zona alta del Sector Cebolledo el miércoles  4 de diciembre.
Vista desde la zona alta del Sector Cebolledo el miércoles 4 de diciembre.

Los más madrugadores aguardaban ya impacientes minutos antes de las 9.15 horas la apertura de los remontes en San Isidro. Comenzaba la temporada. Sol radiante, nieve polvo-dura y siete horas y media por delante antes de que la jornada de esquí llegara a su fin. La estación del Alto Porma y el Alto Curueño recibió en el estreno de temporada cerca de 730 esquiadores.

En servicio el primer día 20 kilómetros de dominio esquiable, prácticamente el 60% de su superficie total. Diecisiete pistas repartidas entre los sectores de Cebolledo, Requejines y Riopinos, además del itinerario de Vuelta a Casa. La escasez de manto blanco en Salencias, área baja de la estación, todavía no permite contar con este espacio para los usuarios. De momento, tampoco están abiertas las pistas de esquí nórdico, ni el snowpark

Con el inicio del puente, mañana San Isidro añadirá a su superficie esquiable otros dos kilómetros, por los que sumará un total de 22. Y las previsiones para los cuatro días cuentan con el sol como aliado y unos espesores de nieve que oscilan entre los 20 y los 50 centímetros.

El espacio blanco aguarda a miles de esquiadores durante el puente animados por las buenas condiciones meteorológicas y del estado de la nieve. Además de asturianos y leoneses, sus habituales usuarios, llegarán desde Galicia y otras provincias limítrofes.

Los negocios hoteleros, apartamentos y casas rurales confían en lograr una ocupación alta en las pernoctaciones, al igual que bares y restaurantes a la hora de desayunos, comidas, cenas, bocadillos y tentempiés. También las escuelas de esquí esperan llenar sus clases programadas en distintos niveles, con ofertas especiales para realizar cursos de cuatro días.

Leitariegos contabilizó 577 esquiadores su primer día de campaña. De momento, la escasez de nieve en la zona baja de la estación no permite abrir las pistas de este espacio. La superficie esquiable en servicio, 2,5 kilómetros, se reparte en cuatro pistas y cuatro remontes del área media y alta. Supone el 35% de su dominio global. Los espesores oscilan entre los 20 y los 40 centímetros.

Un inicio de temporada en las dos estaciones de esquí de la provincia con 145 días en su largo calendario, que no echará el cierre hasta el domingo 27 de abril. Con 77 jornadas marcadas como temporada baja y otras 68 alta. Precisamente, el comienzo de la campaña coincide con el primer puente de temporada alta, marcado del 4 al 9 de diciembre. También tienen esta categoría las vacaciones de Navidad (del 21 de diciembre al 6 de enero), la semana de Carnaval (del 1 al 9 de marzo), Semana Santa, (del 12 al 20 de abril) y el 23 de abril (día de la Comunidad).

La vecina estación de San Isidro, Fuentes de Invierno, ya está a pleno rendimiento desde el martes con toda su superficie esquiable en marcha: 8,7 kilómetros, quince pistas y cinco remontes en servicio. La otra estación del Principado, Valgrande-Pajares, dispone de cerca de 19 kilómetros de dominio abiertos, con 27 pistas en funcionamiento y siete remontes, con espesores entre los 30 y 70 centímetros.

Las estaciones de León y Asturias estrenan esta temporada dos forfaits comunes. 

Fuente: Diario de León

Últimos mensajes en los Foros de Debate